28 ene. 2007

Las huestes de Tiamat al acecho


El Señor [Marduk] extendió su red para atraparla;
el Viento del Mal, el de más atrás, se lo soltó en el rostro.
Cuando ella abrió la boca, Tiamat, para devorarlo-
él le clavó el Viento del Mal para que no cerrara los labios.
Los feroces Vientos de tormenta cargaron entonces su vientre;
su cuerpo se dilató; la boca se le abrió aún más.
A través de ella le disparó él una flecha, le desgarró el vientre;
le cortó las tripas, le desgarró la matriz.
Teniéndola así sojuzgada, su aliento vital él extinguió.


He aquí un fragmento del poema mitológico sumerio conocido como Enuma Elish, que narra la creación del universo. El mundo se origina a partir de una contienda entre los dioses. Marduk se enfrenta a Tiamat y acaba con ella. Ante el cadáver de la diosa, a Marduk le asiste la creatividad.

El Señor se detuvo a ver su cuerpo sin vida.
Dividir al monstruo él, entonces, ingeniosamente planeó.
Después, como un mejillón, la desgarró en dos partes.

El Señor puso su pie sobre la parte posterior de Tiamat;
con su arma le separó el cráneo;
cercenó los canales de su sangre;
e hizo que el Viento Norte lo llevara
a lugares que habían sido desconocidos.


Bueno, pues esto sigue así unos cuantos versos más, contando con todo lujo de detalles como Marduk descuartiza a Tiamat para crear la tierra y a los hombres. Así fue, según los sumerios, como se creó el mundo. Y ¿qué podemos dilucidar de esta obra? Que, según los sumerios (aunque no estoy seguro de si son sumerios, babilonios, o qué... Pisa, ¿alguna ayuda?), el hombre fue creado con materia de naturaleza malvada. El hombre no puede llegar a ser bueno porque su propia naturaleza es mala.

Una gran parte del poema se ha perdido, como es lógico, en los anales del tiempo, deshechas las tablillas de arcilla en las que estaba grabado por el paso de los siglos y la erosión. Pero tranquilos. Aquí estoy yo para revelaros la parte que no conocemos del poema, pero que es la más reveladora.

Resulta que Tiamat no murió del todo, salvó su espíritu, esencia, o como queráis llamarlo. Así que fijaos si tiene que estar encabronada con Marduk y compañía. Sabiendo que sus enemigos desconocen que sigue viva, Tiamat planea la venganza trayendo la destrucción al mundo y a la humanidad. Destruyendo la obra de Marduk, Tiamat podrá recomponer su cuerpo y volver a luchar contra los otros dioses. El plan de Tiamat es el siguiente: buscará al ser idóneo para introducir en él su esencia, la esencia del más puro y tenebroso mal. Lo que muchos no saben es que ya ha encontrado al sujeto.... aunque, por suerte para nosotros, aún no es un hombre totalmente, sino un personaje bidimensional... pero con la magia negra de la diosa y los sacrificios humanos necesarios, su cuerpo será una realidad (como el malo de los cazafantasmas, vaya)... y todos estaremos perdidos. Su nombre es...

Paquito.


Actualmente, este engendro existe bajo la tapadera de ser la “mascota” de mi universidad: la Universidad Francisco de Vitoria, un órgano de apariencia ultracatólica meapilesca, en realidad dirigido por adoradores de Tiamat, que desean devolverla a la vida a cambio de que ella les conceda la inmortalidad y gran poder.

Paquito dice ser la imagen, el canon, el modelo, el arquetipo de todos nosotros. No es cierto. Yo no me pongo jersey sobre camisa con los cuellos por fuera ni llevo ese peinado. Pero conozco a unos cuantos (mayoritariamente se encuentran en la facultad de Económicas...) que vienen así. En realidad no les gusta. Nadie en su sano juicio se ve guapo con esas pintas. Lo que ocurre es que ellos también están metidos en el ajo, también pertenecen a la secta. Serán los próximos soldados demoníacos que ayudarán a Tiamat en su empresa. Fijaos bien: el jersey sobre la camisa es en realidad el uniforme de combate y las distintas combinaciones de colores simbolizan los rangos. Los diez kilos diarios de laca en la cabeza y los enrevesados flequillos conforman un impenetrable yelmo que parará todo tipo de golpes mortales. El lenguaje tan extraño que utilizan tiene otra sencilla explicación. Con ayuda de importantes especialistas en idiomas antiguos y paleontólogos expertos logré descifrar un fragmento de conversación en la biblioteca:

“Jo, o sea, a ver, Pilu. Esto es mu fuerte, ¿sabes, tía? O sea, ¿sabes?”

Transcrito a los vocablos del sumerio antiguo queda algo como:

“Hobeth shat, Pilu eshtores murk erste. Shimes Tíamat, Oj derak, Shimes”

Traducido a nuestra lengua significa:

“Confirmada la infiltración de Pilu en Excellence, general. Gloria a Tiamat, por siempre, gloria.”

Tiamat necesita un comandante supremo para dirigir a sus huestes, y ese elegido es Paquito. Sus acólitos sacrifican en secreto, en las mazmorras de la UFV a cientos de estudiantes que, oficialmente, se han ido de Erasmus o se ha cambiado de universidad (a los padres de las criaturas les lavan el cerebro para que no se acuerden... o les convencen de que la pérdida no es tan grave). Cuando se hayan entregado suficientes vidas a Tiamat, esta podrá fundirse con Paquito. Y entonces no habrá escapatoria.


Un batallón de soldados de Tiamat saludan, exaltados, a su comandante supremo.


De momento, el resto del mundo mira a Paquito con una media sonrisa despectiva en sus labios. La gente, que ya de por sí es estúpida, tiende a la fácil extensión de encadenar a un arquetipo a la gente por pertenecer a un determinado colectivo o grupo. Así, si digo que voy a la UFV, rápidamente se escucha “Uy, la de los Legionarios de Cristo, eso es un poco una secta, ¿no?”, o “Jeje, esa es la que sale en el tomata, la de Gonzalo Miró”... Idiotas. Estoy harto de escuchar como ponen semejante losa sobre mí y mis compañeros de periodismo (donde el “pijerismo” es algo marginal). Se piensan que somos unos meapilas y que si no eres católico-apostólico-romano te echan. Esto sólo viene a confirmar mi principal teoría sobre el mundo: “La gente es imbécil”.

Claro, si ya lo tenemos jodido entre la imagen pública de la uni y las correrías del jefe de los Legionarios (en realidad, Gran Dragón Rojo Supremo), Marcial Maciel, para colmarlo todo aparece Paquito. No me cuadraba que quisieran hundir más en la mierda a la pobre universidad, así que empecé a investigar y descubrí todo esto.

Aún estáis a tiempo. Unios a la resistencia. Destruyamos a Paquito, hagamos que pierda su fuerza, hagamos que desaparezca. Luchemos todos: los de fuera de la universidad para no creerse que todos somos “paquitos”, los que estudian aquí, como yo, destruyendo sus efigies y mostrando que somos personas normales. Hacedlo y quizás el mundo tenga una oportunidad.

Hasta aquí mi mensaje, un mensaje de esperanza, que espero llegue a tiempo. Quizás acaben conmigo por esto, pero creo necesario que lo sepáis. Si no nos volvemos a ver...

Un saludo,

-Scaramouche-

10 comentarios:

  1. SOy Adrián,

    Tio....has caído en una espiral, os an tendido una trampa, os quieren a todos los de la universidad

    Yo era de los que pensaba que casi todos eran "Paquito", claro que tu no, por que te conozco. La mascota tendria que ser algo más...común,no crees?

    Dime donde hay que firmar para retirar y/o cambiar a la mascota y firmo sin contemplaciones

    Un saludete

    ResponderEliminar
  2. ¿Firmar? ¿Soluciones burocráticas? Olvídalo. Tendremos que empezar con los actos terroristas...

    ResponderEliminar
  3. hale me hice por fin una cuenta XD

    Soy Adrián, lo digo por última vez,

    ¿que soluciones vas a tomar?
    ¿pintar con bigote, mnelena y cadenas a paquito?
    ¿arrancar todos los carteles de la "mascota" que veas?
    ¿qué?¿qué?¿qué?¿qué?¿qué?¿qué?
    Tengo ganas de saber tus malevolos planes, por si puedo hacer algo, es que disfruto cada vez que puedo "pisar" a algun tipo de facha, aunque sea un monigote mal hecho.

    ResponderEliminar
  4. Bueeno, esa raza suburbana me la sé yo de pé a pá; en la mía no abundan (aunque algunos hay)aunque por mi breve paso por Historia del Arte tuve que lidiar mi sitio en la biblioteca con alguno de estos engendros, la mayoría provenientes de Derecho.

    Menuda mascotita os traéis. Claro que nosotros ni tenemos.

    ResponderEliminar
  5. Sí, bueno, Lucinda, la verdad que para tener lo que tenemos, mejor no tener "mascota". ¿Por qué? ¿Para qué? Esto no es una puta universidad yankee.

    Referente a mis planes, estaba en ello, Adrifreak. Ahora mismo iba a por las latas de gasolina...

    ...¡¡MUAHAHAHAAAAA!!

    ResponderEliminar
  6. Anónimo29/1/07 1:25

    Soy Adrifreak, pero no se porque me dice que mi contraseña no es válida, su puta madre....

    "¡ou mai gad!"
    ¿a por latas de gasofa?
    ¿y donde vas a estudiar alma de dios?

    Una cosa, os habeis fijado en la foto en la que estan los sectarios saludando, que el que va con el jersey de rojo, parece el mismisimo Paquito, pero en version quienceañera y con un jersey rojo?

    ResponderEliminar
  7. Correcto. Mi equipo de expertos cree que su rango está entre Alférez y Teniente. Su saludo, con un sólo dedo en lugar de la mano, indica sumisión a las órdenes de la diosa: "Te sirvo a ti, Tiamat", mientras que el saludo de la tropa, con la mano abierta, simboliza lealtad, fidelidad ciega, y disposición a morir por la causa.

    ResponderEliminar
  8. Ahora entro yo: Sinceramente, la historia antigua solo la he dado en primer año y un cuatrimestre, con lo cual, es muy poco lo que sabía y menos lo que me acuerdo ahora.

    En lo que se refiere a Marduk, si, era el dios de los babilonios, aunque no se si se puede ampliar a los sumerios, acadios e incluso a los asirios (con otro nombre).
    Era el dios principal, y en él, los reyes como Hammrabi (el de las leyes inscritas en una piedra) justificaban el carácter divino de su poder (¿a ver quien era el listo que le escupía?)

    Y ya que estoy con la historia: Lo de destrozar las efigies de Paquito me recuerda a un episodio vivido en Francia en el siglo XVI, cuando los hugonotes (una versión de los protestantes) se liaron a quemar síbmolos religiosos en las iglesias. Sería interesante ver algo parecido, aunque con menos trascendencia y sin matanzas.

    P.D: Espero que a esa gente como himno no se les ocurra cantar la canción "Amo a laura". Ya tendrían ganada la guerra psicológica.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  9. AAAAAaarggagagahhh.....Ya sabes qué opino de todo éste tema, pero cuidado colega que cualquier día te hacen una llamadita a casa...para que sepas que tu post "ha trascendido". Tal vez hasta me estén leyendo ahora...En fin, que tengo un cabreo de mil pares de narices.

    Saludos tío, no te dejes vencer por Pakito's children (en mi carrera no hay).

    ResponderEliminar
  10. Bueno, que ya se me ha pasado el cabreo contra el mundo en general...¡Pero sigo odiando a Paquito!¡Y Barriga no me cae biennnn!

    La verdad es que hay muchos aspectos de la UFV que no me molan, pero en fin, es nuestra universidad, por mucho que nos pese...

    Saludos!

    ResponderEliminar

...y ya veremos qué ocurre después.